7 mayo, 2021

Madrugada agitada en La Católica, a raíz de dos «clandes», volaron piedras y hubo 20 detenidos

2 minutos de lectura

Efectivos de la Subcomisaría Costanera Sur tuvieron una madrugada dominguera muy agitada ya que intervinieron en dos fiestas clandestinas que se llevaban a cabo en el barrio La Católica y en ambos casos soportaron las agresiones con elementos contundentes que arrojaban los concurrentes, quienes para evitar tener que dar cuenta por el incumplimiento de los protocolos Covid-19, cubrían sus huida a pedradas. Hubo una veintena de demorados y se secuestraron varios motovehículos.

En el primero de los hechos, un llamado telefónico daba cuenta de que en la intersección de General Paz y Costanera Sur, una persona había sido herida de arma blanca. De inmediato se comisionó personal uniformado al lugar y se encontraron con un evento clandestino al que habían asistido unas 70 personas.

Precisamente, la llegada del personal sirvió para dispersar a la multitud y cuando reinaba una calma aparente, los policías se entrevistaron con una joven quien habría manifestado ser la dueña del inmueble, sin embargo, la calma se tornó en una lluvia de piedras por lo que los efectivos tuvieron que solicitar el apoyo de las unidades de prevención.

Así fue como las unidades móviles del Departamento de Seguridad Ciudadana N°16 con el apoyo del Cuerpo Guardia de Infantería y otras dependencias del área, procedieron a demorar a 20 personas, 11 hombres y 9 mujeres, tres de las cuales eran menores de 16 y 17 años, y el resto mayores de edad y con residencia en las inmediaciones. También se incautaron 7 motocicletas y un equipo de sonido con parlante y potencia, que finalmente fueron trasladados a la sede policial.

En el segundo de los hechos, en Calle París y 222, del barrio La Católica, alrededor de las 4 de la mañana se desarrollaba una fiesta clandestina con 50 invitados, por lo que al llegar al lugar, los concurrentes se fueron del lugar no sin antes cubrir su fuga a pedradas contra los uniformados, por lo que no se pudo identificar a ninguno.

Herfa Lubricantes

Sin embargo, en la vereda del inmueble había 4 motocicletas que fueron abandonados por sus dueños y de inmediato fueron secuestradas de manera preventiva y como dato curioso, cuando los agentes del orden procedían a llevarse los rodados, un joven de 21 años y con domicilio en el complejo vecinal mencionado, se acercó a los uniformados y manifestó ser propietario de una Honda Biz con dominio colocado.

El muchacho habría reconocido ante los uniformados que el rodado le pertenecía, presentando la documentación correspondiente por lo que accedió de manera voluntaria a acompañar a los policías a la sede policial donde se labraron las actas correspondientes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *