La red de acueductos produjo cambios en la economía regional

La 3ª Jornada Internacional de Gestión del Agua en Secano, realizada en Campo Gallo, dejó como conclusión el notable cambio provocado en gran parte del territorio santiagueño a partir de la ampliación de la red de acueductos, particularmente para los departamento Alberdi, Copo y Moreno, donde la ganadería tuvo un gran crecimiento, provocando un cambio en la economía de la región.

Un dato fundamental  fue el desafío asumido por productores, técnicos, académicos y autoridades locales de dar impulso a la ampliación del acueducto para llevar agua al pueblo de Sachayoj y con ello potenciar la capacidad productiva de aproximadamente 200 mil hectáreas del departamento Alberdi.

La jornada se desarrolló en la sede de la Sociedad Rural del Norte Santiagueño, con autoridades de la Unse, del Inta, de los ministerios del Agua, de Producción, de Educación y de la Secretaría de Ciencia y Tecnología de la provincia, además de especialistas en la temática del agua de Paraguay, Brasil y Bolivia.

El Ing. Antonio Gallego, reconocido profesional santiagueño que integra el Gabinete de Asesores de la Gobernación, fue uno de los oradores de la 3ª Jornada Internacional de Gestión del Agua en Secano, y actor fundamental en este proceso de extensión de acueductos a los lugares más apartados de la provincia.

El prestigioso académico no dudó en resaltar que el paso siguiente es la ampliación del acueducto hasta llegar a la localidad de Sachayoj, un centro poblado ubicado en la zona agrícola más rica de Santiago del Estero, junto con Tintina.

“Esta zona tiene caminos, electricidad y ahora es necesario llevar agua potable. Es una zona con un gran potencial que va a ser beneficiada con un recurso fundamental para cualquier actividad productiva”, remarcó.

“Considero que es necesario formar un grupo entre productores, pobladores, autoridades locales y miembros del consorcio para hacer realidad este acueducto. Eso permitirá que la zona de pueda dinamizar en un área de casi 200 mil hectáreas”, señaló.

El productor Carlos Irigoyen, miembro del Consorcio Hídrico Caminero del Dpto. Alberdi, tuvo un rol fundamental en el proceso del acueducto entre Campo Gallo y Granadero Gatica. Por lo que destacó el éxito del acueducto que puso fin a las penurias de los pobladores de Donadeu, Agustina Libarona y Granadero Gatica, y que generó una enorme expansión de la producción ganadera. “Esta obra es un ejemplo a seguir, por los resultados que están a la vista, no solo para Santiago del Estero sino para otros puntos del país donde el agua es un problema”, dijo.

“La prioridad siempre lo tiene la gente que durante generaciones sufrió por la limitación de un recurso fundamental. Hoy, estas familias tienen en sus casas un grifo con agua durante todo el año. Eso es un cambio rotundo en sus vidas y tiene también un fuerte impacto en la reactivación de la zona porque surgen emprendimientos que generan empleo”, resumió.

Irigoyen coincidió con Gallego y  con el intendente José Vittar al afirmar que la participación de actores privados y oficiales es fundamental para la ejecución de estos proyectos. “Es distintas ocasiones puse como un ejemplo a seguir esta experiencia en Santiago del Estero, donde los productores y el Estado hicimos posible una gran obra para beneficiar a muchas familias. El acueducto para Sachayoj sería otro paso importante”, agregó.